Onze-Lieve-Vrouw-van-Blindekenskapel

En origen, la capilla de madera de Nuestra Señora de Blindekens, fue construida en 1305 como agradecimiento tras la batalla de Pevelenberg (1304). La capilla actual fue construida en 1651. La imagenmilagrosa de Nuestra Señora de Blindekens es una escultura de madera de roble del siglo XV. Para cumplir con la “Promesa de Brujas” pronunciada durante la batalla, cada 15 de agosto desde 1305 sale la procesión de “Blindekens” por las calles de la ciudad. En ella, los habitantes de Brujas ofrecen velas en la Iglesia de Nuestra Señora de la Potterie.